Aprende a escoger el traje de novio perfecto para tu boda

Share

El traje del novio también es un aspecto fundamental de una boda. No todos son igual, ni iguales de sencillos, hay una multitud de opciones, telas y añadidos que harán de tu vestuario una apuesta perfecta.

Recordar que no importa que haya un protocolo, una tradición en cuanto al cómo debe vestir el novio. Hay aspectos que pueden adaptarse a cada uno para que se sientan más cómodos en su día. Como por ejemplo corbata o pajarita.

  1. Tipo de traje

Pongámonos en situación, existen tres tipos de trajes: chaqué, esmoquin o frac.

Resumimos rápidamente,:

 

  • El chaqué, prenda que fue diseñada para que los caballeros ingleses montaran a caballo. Consiste en:

Exterior: una chaqueta con forma de levita, un botón y faldones en punta semicirculares en la parte trasera.

Tronco: Se usa siempre con camisa blanca con botones y doble puño para los gemelos, corbata con nudo windsor, chaleco recto o cruzado y abotonado al completo.

Inferior: pantalón negro o gris y/o con raya vertical. Zapatos de cuero.

 

 

  • El esmoquin, considerado el traje de fiesta por excelencia. Su uso inicial se remonta a la chaqueta que utilizaban los caballeros para ir a fumar en el ámbito aristocrático (smoking = fumar en inglés). Su composición:

Exterior: chaqueta negra o azul de corte recto y sin faldones.


Tronco:
camisa blanca y con cuello de pajarita (también conocido como cuello smoking), el chaleco negro y pajarita negra – mejor que corbata.

Inferior: Pantalón negro, fajín con pinceladas brillantes. Zapatos negros.

 

  • El frac, la prenda de máxima etiqueta y tiene un protocolo. Si fuera necesario en una boda debería ir especificado en la invitación.

Exterior: empezando por la chaqueta que es una levita que destaca por sus solapas de seda, de corte horizontal y con faldones puntiagudos. Es más corta por delante y da la sensación de estar abierta.

Tronco: chaleco de piqué marfil y pajarita blanca.

Inferior: Pantalón negro sin vuelta. Zapatos negros con cordones.

                                      Chaqué

                                        Esmoquin

 

                      Frac

  1. El traje de tu talla

No te empeñes en encontrar un traje cómodo como un chándal, aún con los avances en materiales o patrón empleados en su confección, no es la vestimenta para estar por casa. Escoge un fit adecuado a ti, que se ajuste al cuerpo pero sin apretar; además el no sentirte holgado ayudará a mantener una postura correcta.

 

  1. La americana

El llevar americana no es sólo tenerla puesta. Existen unos códigos que ayudan a que se vea perfecta en todo momento. Tranquilo solo son 2 y muy sencillos:

  • La americana se abrocha de pie, cuando nos sentamos se desabrocha – facilita el movimiento y no queda con mala forma.
  • El último botón nunca debe abrocharse. Esta norma no escrita de remontación histórica fue puesta de moda por el rey británico Eduardo VII en el siglo pasado.

 

  1. La camisa

Nos centramos principalmente en el cuello de la camisa. La talla adecuada es aquella que deja espacio para dos dedos cuando la llevamos abrochada con la corbata.

Existen diferentes tipos de cuello, los más comunes son el inglés y el francés, el italiano también pero deja más visible la corbata.

En las grandes ocasiones es muy habitual vestir con cuello de esmoquin, característico por sus pequeñas aletas.

Estos son los más utilizados para la indumentaria del novio. Pero, no es necesario que sean de la misma tela que el resto de la camisa, se pueden encontrar diseños con una multitud de materiales.

 

  1. La pajarita y el corbatón
  • Corbatón también conocido como “plastrón o corbanda”: es el complemento que distingue a los novios, sobre todo de los testigos, que suelen vestir en su mismo dress code. Es una evolución de la corbata ya que es mitad corbata, mitad banda – sus palas son más anchas y ligeras, sin forma exacta. Se viste siempre con chaleco y se anuda con un nudo simple – como el de la corbata.

Pueden ser lisas o podemos encontrar estampados desde rayas, cuadros, paisley,.. incluso los chalecos se conjuntan a juego en acorde a color o estampado.

  • Pajarita: aporta el toque de distinción con un punto elegante y original. Es menos utilizado en bodas pero recientemente está cobrando más tendencia en ellas. Siempre complementa un esmoquin como antes hemos comentado y debe ir acompañada de un fajín o, como recién incorporación de tendencia, un chaleco.

Su anudación no es sencilla, es cierto que se venden también ya hechas, pero siempre se adaptan mejor si las anudamos nosotros al cuello.

6. El bolsillo de la americana

Su función reside en albergar un bonito pañuelo. Hay varias opciones, versión sobria y clásica, es decir, el color blanco; o le podemos dar un toque de originalidad y jugar con los estampados y/o el volumen. 

 

7. Cinturón o tirantes

No hay un protocolo estricto acerca de esto, lo que el novio considere más cómodo. Lo que si hay que tener en cuenta es utilizar los tirantes en cruz si van a llevarse con chaleco y, el forma de «Y» si van a llevarse sin chaleco – sobre todo este ya que se van a ver. Eso si, nunca hay que mezclar los dos.

 

8. Los bajos del pantalón

En contra de la creencia de que la pernera del pantalón debe terminar sobre el tacón del zapato, esto termina generando unas bolsas que crean sensación de que el pantalón no es adecuado a nosotros. El traje puede estilizarnos, y mucho, si lo llevamos de una manera adecuada por lo que la medida correcta es aquella que roza el zapato dejando ver sutilmente el calcetín – asegurándonos de que el gemelo no queda al desnudo si cruzamos las piernas.


9. Los calcetines 

¿De algún color en especial? Nunca debe coincidir con el color de los zapatos pero sí con el color del traje. Si se quiere ir un paso más allá existe la posibilidad de jugar con los colores haciendo un pequeño guiño cuando se asomen bajo la pernera del pantalón. Modelos en colores llamativos como el rojo o el amarillo, estampados como los lunares…Siempre tratando de combinar y sin excederse.

 

10. A conjunto con la novia

La tradición dice que los novios no deben ver sus atuendos hasta el gran día pero, entre ellos pueden acordar un color que colocarán en alguno de sus accesorios como puede ser el pañuelo, para el hombre y el tocado para la novia.

¿Y si son dos novios? Los colores de los trajes se pueden invertir acorde con un mismo tejido.

 

Sabemos que es mucha información de golpe, pero seguramente tras este post no te sea necesaria mucha más.

¿Hacemos un resumen express? Nuestra recomendación es que te decidas por un traje 5 piezas: chaqué, con chaleco, corbatón, pantalón y pañuelo. De color oscuro pero que no sea negro, azul medianoche es un color ideal. Si no estás acostumbrado a los tirantes, el cinturón es una muy buena opción también – pero siempre lleva una de las dos. Y para finalizar el zapato, negro y cómodo.

 

De todos modos, un profesional siempre te puede ayudar en todas las dudas y lo mas importante, en aconsejarte lo que mejor te quede y luzca. ¿Por qué no te animas a dejarte asesorar por WeddingLand Barcelona?

Estamos en Gran Vía de les Corts Catalanes, 579 – Plaza de Universitat (08011 Barcelona) y nuestros precios empiezan en los 600€!

 

 

 

 

 

 

Comments

There are no comments yet.

Leave a comment